Blogs

RSS
Una de las responsabilidades de la Fundación ONCE del Perro Guía es saber enseñar a personas no necesariamente relacionadas con la discapacidad visual cuál es la función exacta de estos compañeros animales y cómo de importante es su labor con las personas ciegas en busca de su mejor calidad de vida y autonomía.
 
El trabajo impecable de canes y adiestradores requiere ser visto, ser conocido, servir de concienciación para una sociedad que no tiene por qué conocer el funcionamiento de la fundación y lo imprescindible de sus protagonistas hoy para decenas de miles de personas en nuestro país.
 
El mensaje divulgativo gana contundencia cuando ese grupo de personas a las que se les muestra el valor de los perros guía son además comunicadores masivos, caras conocidas con la capacidad de liderar la opinión y la información. El pasado lunes, más de 30 periodistas, técnicos y presentadores de Radio Televisión Española RTVE pudieron experimentar en las propias instalaciones de Torrespaña (Madrid) la confianza que depositan las personas ciegas en sus perros guía para ganar en movilidad.
 
Un circuito muy bien preparado para la ocasión y que simula los obstáculos y particularidades de cualquier calle de cualquier ciudad sirvió para abrir los ojos a la necesidad y lo oportuno de estos animales de mucho más que compañía para los invidentes que los solicitan. Los gestos de sorpresa, de incredulidad, de admiración o de aprendizaje atento reinaban entre la plantilla de RTVE que quiso probar a ser ciego y guiado por unos minutos. “Una experiencia de vértigo”, en palabras en Pilar García Muñiz (Informe Semanal).
 
Presentadores estrella como Pilar, Desirée Ndjambo (La2 Noticias), Marta Jaumandréu (La 1 Madrid), Martín Barreiro (El Tiempo), José Fernández (Cultura en Informativos), o Fe López (Deportes) se dejaron llevar por los perros estrella del concurrido evento.
 
Al terminar el recorrido, sus palabras emocionaban, en un nuevo reconocimiento a la crucial labor social que hace la Fundación ONCE del Perro Guía enseñando y adiestrando a estos animales para una vida más justa y en igualdad para sus dueños humanos, pero también para los propios animales, que no se libraron de cientos de caricias y cuidados toda la mañana.
 
Los protatgonistas indiscutibles fueron Airon y Gus, los canes en proceso de adiestramiento que se comportaron de manera ejemplar y llegaron a sorprender a muchos de estos comunicadores con su docilidad, empatía y simpatía.
 
 
Categorias: Perro Guía

Teniendo siempre presente el entrañable y emotivo recuerdo que guardo de los centros de recursos educativos de Alicante, Sevilla y Madrid, en los que durante once años la ONCE, con un excelente equipo de intachables profesionales, me proporcionó una educación y formación digna de los mejores elogios; el 31 de diciembre de 2018, después de treinta y cuatro años, cinco meses y diecisiete días de trabajo en la Delegación Territorial de la ONCE en Madrid, pongo el broche a mi trayectoria laboral.

Una trayectoria laboral en la que durante una etapa de dieciséis años he trabajado con orgullo y una inmensa satisfacción ofreciendo ilusión para convertir sueños en realidad. En esta reciente etapa aprendí a vencer mi timidez, tuve la oportunidad de recoger el cariño de los portadores de sueños y fui testigo de excepción de la solidaridad que la SOCIEDAD procesa a una reconocida y querida INSTITUCIÓN. Sin complejos, y con respeto a mis superiores, me atreví a exponer siempre lo que yo consideraba mis planteamientos de mejora. Muchos días de un intenso frío, un agobiante calor, una interminable lluvia; son algunas de las adversidades climatológicas que me sirvieron para que nunca se me olvidara el meritorio trabajo que a diario realizan los vendedores de la ONCE.

Durante dieciocho años he trabajado escuchando a las personas como a mí me gusta que me escuchen: explicando el porqué de las cosas, motivando a los nuevos afiliados, fomentando los servicios de la ONCE. Y todo ello rodeado de un gran puñado de compañeros que tuvieron paciencia para enseñarme, que supieron disculpar y asumir mis errores y a los que les quiero expresar mi más sincero agradecimiento  por la paciencia que han tenido conmigo, por todo lo que he aprendido de ellos y por el cariño que siempre me han demostrado.

Quiero en estas líneas agradecer y reconocer el trabajo y la profesionalidad de todo el personal con el que he tenido la oportunidad de compartir mi trabajo en mi etapa de gestión. Gracias a todos y cada uno de los compañeros con los que he trabajado a diario compartiendo muchas horas de un intenso trabajo, en el que su profesionalidad, implicación y compromiso han sido las claves para que mi trabajo con aciertos y errores saliera adelante. Gracias a quienes, en el área de juego, en el despacho y en la calle, me enseñaron a reconocer y valorar el trabajo para motivar y ayudar a los vendedores en su día a día. Gracias a los profesionales del área de servicios de la ONCE por su constante desvelo para atender con agilidad la demanda de los afiliados. Gracias a todas esas personas que en la sombra desempeñan un extraordinario y eficaz trabajo, imprescindible para facilitar las tareas de los vendedores y las demandas de los afiliados

A lo largo de mi trayectoria laboral no sé si he cosechado muchos o pocos amigos, si me merezco el cariño con el que mis compañeros y responsables me han obsequiado durante todos estos años; pero de lo que no me cabe ninguna duda es del respeto con el que siempre me han tratado.

Cierro las puertas de una intensa etapa laboral en la que espero haber sido capaz de aportar mi modesto granito de arena para fortalecer a una INSTITUCIÓN que más allá de la vida laboral, me ofrece la oportunidad de abrir otra apasionante puerta, para que pueda disfrutar de esas actividades y servicios que yo recomendaba a los afiliados y que me permitirá compartir muchos y entrañables momentos con los que han sido mis compañeros y superiores.

No puedo evitar que la nostalgia y emoción se apoderen de mi al recordar a mis padres donde quiera que se encuentren. No fue fácil para ellos comprender que el futuro de un diablillo que tantos quebraderos de cabeza les daba, se encontraba lejos de ese cortijo de Almería, en el que en una veraniega mañana un desconocido señor se afanaba en explicarles que ello era posible a muchos kilómetros de distancia. Con orgullo y esperanza vieron que aprendí a leer y escribir; se emocionaban al recibir las notas académicas y al comprobar mis progresos, resignados a no tenerme cerca; con esfuerzo y sacrificio me apoyaron en mis inicios laborales; se admiraron al comprobar cómo pasito a pasito fui formando la que hoy es mi familia; y lo que tal vez ellos no se imaginaron, se convirtió en una jubilosa realidad y tuvieron la oportunidad de disfrutar de los nietos que ese indómito diablillo les dio.

Todo ello ha sido posible gracias a la ONCE, una Institución que me encontró perdido en un incierto futuro, y a la que con orgullo, dignidad y un inmenso agradecimiento, me atrevo a gritarle a todo el que me quiera escuchar. Te quiero ONCE.

 

 

José Molina Torres

Afiliado a la ONCE

Categorias: Educación y empleo

Pedro y Alberto son técnicos braille y miembros de la Comisión Braille Española (CBE). Cada uno a su manera, reflexionan sobre la importancia del braille en sus vidas.

Pedro Ruiz Prieto, Técnico braille de la Comisión Braille Española (CBE):

Es muy importante que la ONU haya reconocido la importancia que tiene el braille. Puede parecer imposible que una cosa tan sencilla haya significado tanto para muchas personas. Con apenas 6 puntos en relieve se pueden formar caracteres braille que solos o combinados pueden representar infinidad de signos visuales que de otra forma no serían accesibles para las personas ciegas.

Hay otras ayudas que les permiten acceder a la información, como por ejemplo el sonido ya sea a través de las nuevas tecnologías o la lectura por parte de una persona que ve, pero esto no es información escrita y no es un acceso directo a la información. Imaginemos que las personas que ven no dispusieran de letras ni de textos impresos y tuvieran que acceder a la información a través de la comunicación oral. Muchos conocimientos serían difíciles de transmitir. Por esto aparecieron los sistemas de escritura hace aproximadamente 5 milenios. Para las personas ciegas, esto ha ocurrido hace apenas 200 años aproximadamente y ha sido a través del sistema de lectoescritura braille.

Al igual que ocurre con los sistemas de escritura visual, con el braille se puede acceder desde la información más sencilla y cotidiana de la vida diaria, pero que no carece de importancia, por ejemplo el nombre de un medicamento a utilizar, hasta las ramas del saber más complejo como matemáticas, fonética, idiomas, música, física, etc. que hace apenas unos siglos se creía que eran inaccesibles y terreno vedado para las personas ciegas.

Otra virtud de este sistema es que con él se pueden representar en relieve la escritura de los distintos idiomas que tienen representación escrita, independientemente de que sea mediante alfabetos, silabarios o logogramas.

Por todos estos motivos bien se merece que celebremos un día mundial del braille. Para ello ¡qué mejor día que el 4 de enero que también es el aniversario del nacimiento de su inventor, Luis Braille! 

Alberto Daudén Tallaví, usuario de braille:

La verdad es lo que ha dice Pedro está muy bien y además es importante y mucho, en el día a día de muchas personas pues está presente en multitud de situaciones de la vida cotidiana haciendo más fácil la vida a las personas ciegas como yo. Haciendo un repaso de las cosas cotidianas que hago cada día o me acontecen el braille está presente en:

  • Después de levantarme, me aseo en el baño y elijo el gel y la colonia que deseo utilizar porque sus envases están etiquetados en braille.
  • Luego me hago el café y elijo el que quiero porque está etiquetado en braille. También el envase de las galletas que quiero está etiquetado en braille.
  • En el pastillero que tengo etiquetado en braille sé que medicina he de tomar a esta hora.
  • Me gusta elegir la ropa que quiero llevar al trabajo. Mis camisas, mis pantalones y mucha de mi ropa tienen una etiqueta en braille con su color escrito.
  • Ya estoy listo para ir a trabajar. Como no quiero llegar tarde a la oficina consulto la hora en mi reloj que tiene marcas en relieve.
  • En el autobús en el que voy a trabajar pulso el botón de llamada que está etiquetado en braille.
  • Hago trasbordo y cojo el metro, aunque previamente he de comprar el billete en una máquina que está rotulada en braille.
  • Conozco el botón que tengo que pulsar cuando utilizo el ascensor porque el número de piso está escrito en braille.
  • Al llegar al trabajo me gusta tomar café antes de subir al despacho, así que elijo el que me gusta en la máquina de café que tienes etiquetas con texto escrito en braille. Así no me tomo un té que no me gusta.
  • Trabajo con un ordenador y puedo saber que información aparece en pantalla porque tengo una línea braille donde lo puedo leer.
  • También puedo utilizar un teclado braille virtual al pulsar en la pantalla de mi smartphone para tomar notas, escribir en redes sociales, anotaciones, etc.
  • Si alguna vez no puedo volver a comer por tener que trabajar por la tarde suelo ir a un restaurante que tiene la carta escrita en braille. Así puedo variar mi dieta.
  • Antes de volver a la oficina, si preciso dinero, puedo ir a un cajero automático y pedir dinero con mi tarjeta con total autonomía y gracias al braille.
  • Después de terminar el trabajo, puedo quedar con amigos para jugar a las cartas. Mis amigos ven pero yo puedo echarles un órdago sin problemas porque las cartas están rotuladas en braille.
  • ¡Ah se me olvidaba llamar a mi vecino! Menos mal que tengo su teléfono en una ficha escrita en braille.
  • Al llegar a casa, entre otras cosas, tengo que poner una lavadora. Elijo el programa que me conviene ya que la lavadora tiene marcas en relieve que me permiten elegir el programa de lavado más adecuado.
  • Al mismo tiempo que hago las tareas domésticas, me gusta oír música. Tengo cientos de CD y DVD. Sé cual elegir porque están rotulados en braille.
  • Después puedo sentarme un rato tranquilamente y tomarme una cervecita con mejillones en escabeche. Sé que la lata tiene mejillones en vez de sardinas porque está rotulada en braille.
  • Si quiero cenar algo caliente, mi cocina tiene marcas en braille en sus mandos y puedo manejarla sin ningún problema.
  • Lo mismo me sirve para preparar la comida de mañana y puedo medir la cantidad precisa de cada ingrediente porque tengo una jarra medidora rotulada en braille.
  • Antes de cenar me apetece leer un poco. Puedo hacerlo porque la novela que estoy leyendo ahora está escrita en braille.
  • También puedo hacer pasatiempos como crucigramas o sudokus en braille.

Estos son solo algunos de los ejemplos de cosas del día a día en que el braille está presente para facilitarme la vida. ¡Cómo no se iba a merecer un día especial!

 

 

ONCE Braille - Alimentos con su punto

 

Categorias: Accesibilidad

En estos días estamos celebrando 40 años de la Constitución Española, que es prácticamente lo mismo que decir 40 años de democracia en España. El tiempo pasa veloz y las sociedades evolucionan a un ritmo frenético que nos obliga a una continua evolución.  Mucho se ha escrito en estos días sobre lo ocurrido en todos los ámbitos y esferas de la vida colectiva, pero menos sobre la importancia de la pujante sociedad civil que hemos impulsado juntos, actor destacado de estas cuatro décadas, vigilante perpetuo para que las realidades más cercanas a las personas y los derechos sociales tan rotundamente recogidos en las Constitución no pasaran desapercibidos y, en ocasiones, olvidados.

En 2012 me asomé a estas mismas páginas para recordar que existen modelos representativos en los que las personas son lo más destacado y la defensa de los derechos de ciudadanía se convierte en clave de acción; les anuncié entonces el nacimiento de la Plataforma del Tercer Sector.  Para nueve millones de ciudadanos en riesgo de exclusión se trataba de un paso más en la aplicación y desarrollo del camino que la Constitución abrió en 1978 y que define con rotundidad en su artículo primero como un “Estado social y democrático”, es decir, proteger a todos los ciudadanos en el ejercicio de los derechos humanos y otros de especial relevancia.

Porque parece claro que “las instituciones democráticas son el terreno más fértil para que fructifique toda la capacidad creadora de una sociedad” como bien apuntó la presidenta del Congreso de los Diputados, Ana Pastor, durante su discurso del pasado 6 de diciembre en el acto central de celebración de los 40 años de la Constitución.  Una afirmación que, a mi juicio, refleja lo ocurrido los últimos 40 años de convivencia democrática, que sitúan en primera línea y por mérito propio a la capacidad de la sociedad española como protagonista de esta evolución sin parangón, de este logro tan enorme como impensable.

Por eso quiero utilizar esta ventana para reivindicar aquí la acción de la sociedad civil en España como palanca clave en la creación de una ciudadanía preocupada por sus necesidades y que, cada día más, se une y trabaja para conseguir objetivos comunes. Esta ciudadanía es uno de los verdaderos responsables de estos cuarenta años de progreso que, con altos y bajos, nos ha conducido a situarnos entre las democracias modernas; y especialmente a nuestra sociedad, reconocida ya como una de las más activas, solidarias y comprometidas del mundo.

Y precisamente, esa sociedad civil ha surgido en torno al cumplimiento de estos derechos sociales, de verdadera ciudadanía, para reivindicar su cumplimiento –siempre con un discurso de moderación y consenso-, pero a la vez, como valedores para que, quienes lo tienen más difícil, encuentren en este rico mundo del asociacionismo el apoyo, la representación y las soluciones que, en ocasiones, el propio sistema no es capaz de cubrir, bien por imposibilidad, bien por los límites o trabas que se encuentran los  individuos al ser considerados como un todo aislado.

La sociedad civil en España ha logrado conquistar en los últimos años todos los ámbitos, especialmente aquellos que engloban las cuestiones que más afectan a las personas: mujer; inmigración; discapacidad; infancia; medioambiente; pobreza; personas mayores; exclusión; salud… y han logrado un nivel de representatividad muy elevado, apreciable en claros ejemplos de acción como, sin ir más lejos, lo ocurrido el pasado 8 de marzo en torno a los derechos de la mujer.

Hoy no se entiende ya el avance de nuestra evolución como país y tampoco las relaciones de la ciudadanía con los poderes del Estado sin la intermediación de la sociedad civil. Pocas leyes salen del Congreso de los Diputados sin haber escuchado previamente, negociado, incorporado, valorado o consultado a las personas a quienes van dirigidas y a quienes les representan. “Nada para las personas con discapacidad, sin las personas con discapacidad”, solemos defender en el mundo del asociacionismo relacionado con este grupo social, algo que es extensivo al resto.

Permítanme que siga esta línea del asociacionismo relacionado con las personas con discapacidad, mi sector de ocupación y preocupación. Unas 8.000 asociaciones agrupadas bajo el paraguas del Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (CERMI) hemos logrado con consenso parlamentario y social global dos hitos históricos: reformar el artículo 49 de la Constitución para suprimir el término “disminuido” y cambiarlo por personas con discapacidad; y permitir el acceso al voto de casi 100.000 personas con discapacidad intelectual que antes lo tenían cruelmente anulado.

Y no me quiero olvidar de dos aspectos importantes: la proyección de la imagen de la ciudadanía española cada vez más inclusiva y moderna hacia adentro, pero, muy especialmente, fuera de nuestras fronteras; y cómo esa sociedad civil se convierte en apoyo e incluso sostén de la ciudadanía en momentos duros, como la última y severa crisis por la que hemos atravesado. Que no olvide nadie que ha sido esa sociedad agrupada y organizada la que ha estado detrás de los ciudadanos para impedir o al menos paliar que las vacas flacas sean más flacas, precisamente para los eslabones más débiles de la cadena.

Finalizo ya y no podría hacerlo sin volver a recordarles que toda esta sociedad civil nace del esfuerzo de todos los ciudadanos, de su acción social, que se suma para generar sociedades mejores. Así ocurrió en 1938, cuando un grupo de personas ciegas se unió para rechazar una pensión pública y buscar juntos un medio de vida que dio origen a la ONCE. En 1942 teníamos 2.400 vendedores (el 23% no ciegos); cuando llegó la Constitución, sumábamos unos 15.000 empleados. Hoy, día de Santa Lucía de 2018, el Grupo Social ONCE cumple 80 años -40 en democracia- con 73.000 trabajadoras y trabajadores, el 58% con discapacidad. ¡Que la ilusión continúe!

 

 

Miguel Carballeda
Presidente de la ONCE

Categorias: ONCE Institucional

El Grupo Social ONCE  ha impulsado durante la celebración de la XXVI Cumbre Iberoamericana celebrada en Guatemala los derechos de las más de 90 millones de personas con discapacidad que viven en estos países. La Organización participó activamente en el diseño y presentación del primer Programa Iberoamericano  sobre Discapacidad, con la presencia del Rey Felipe VI; en el XII Encuentro Empresarial Iberoamericano y, en paralelo, en diversos ámbitos relacionados con el acceso a la cultura y de análisis de la situación social que viven determinados colectivos, como las mujeres con discapacidad en Guatemala y en otros países de la región. Todo ello ha conseguido dar a la discapacidad y a la economía social un elevado protagonismo y un peso transcendental en el desarrollo de esta importante reunión internacional.

La comitiva del Grupo Social ONCE estuvo formada por el consejero general adjunto al presidente de Cooperación y Relaciones Institucionales,  Alberto Durán López; la consejera ejecutiva de Relaciones Internacionales y Expansión Exterior; Ana Peláez, y el director técnico de Relaciones Internacionales, Javier Güemes, con una presencia muy activa entre los días 13 y 16 de noviembre. En paralelo, el vicepresidente de la Unión Mundial de Ciegos (UMC), el español Fernando Riaño, se sumó también a la Cumbre  de La Antigua (Guatemala), donde se celebró una reunión de la UMC.

El acto más destacado fue la presentación del primer Programa Iberoamericano Sobre Discapacidad, un día antes de su aprobación en la Cumbre, fruto del convenio de colaboración suscrito por la ONCE y la SEGIB. En el evento participó Su Majestad Felipe VI,  los presidentes de Ecuador, Guatemala, Andorra, España, y la vicepresidenta de Argentina, Gabriela Michetti, entre otros altos mandatarios,  que respaldaron así un programa que favorecerá la inclusión plena de más de 90 millones de personas con discapacidad de los 22 países que conforman la región Iberoamericana. De estas personas, más de un  80 % chocan con algún tipo de obstáculo para su plena inclusión en la vida social y económica, siendo las mujeres las más afectadas por esta exclusión.

Los representantes de la ONCE aprovecharon además esta ocasión para entregar al monarca español y a la secretaria de la SEGIB, Rebeca Grynspan, el cupón dedicado a la XXVI Cumbre Iberoamericana, y que forma parte del programa institucional "Solidarios con Iberoamérica" que se sube con su imagen a más de 100 millones de cupones de la Organización con el objetivo de  visibilizar el espíritu de cooperación regional del Grupo Social ONCE en favor de las personas con discapacidad.

Encuentro empresarial

El Grupo Social ONCE tuvo además una importante presencia  en el Foro Iberoamericano de Empresas, con la participación de Alberto Durán en el XII Encuentro Empresarial Iberoamericano, celebrado el 14 y 15 de noviembre.  Como presidente de ILUNION, las empresas sociales del Grupo Social ONCE, y tras haber inaugurado hace apenas un mes una lavandería industrial en Colombia con empleo para un centenar de personas con discapacidad, Durán puso en valor la fuerza de la discapacidad como motor a tener en cuenta en el crecimiento económico y de desarrollo de las sociedades de los distintos países iberoamericanos. En su participación en el panel “Contribución del sector privado a la Agenda 2030 para el desarrollo sostenible” se centró en demostrar la rentabilidad económica y social del modelo de inclusión socio-laboral y empresarial del Grupo Social ONCE en España que, además, ya está dando resultados muy positivos en otros países iberoamericanos.  

Foto del cupón junto al S.M. el Rey Felipe VI

Ante importantes empresarios y responsables políticos de la región, reivindicó la empresa como elemento estrella en la consecución  de la sostenibilidad de las sociedades, de la inclusión de todos sus ciudadanos, incluidas las personas con discapacidad, y de la rentabilidad de las propias compañías.  “Estos principios que ya se consideran Objetivos para el Desarrollo Sostenible (ODS), nosotros  ya los hemos ido incorporando paulatinamente, desde hace años, a nuestro trabajo”, afirmó. “Hemos hecho de una necesidad una virtud, hemos incorporado el talento de unas personas que hasta hace muy poco eran invisibles, preparándoles y motivándoles para demostrar lo que son capaces de hacer  y de aportar a la sociedad, que es mucho”, argumentó.

Respecto al ámbito público, Alberto Durán aconsejó a los responsables legislativos que lo primero es “dar ejemplo”. “Todo lo que le pedimos a la empresa privada lo tiene que hacer primero el sector público”, dijo. Y en este sentido, explicó  la importancia  de valorar y premiar las buenas prácticas en materia de inclusión.  En este sentido, reivindicó el papel fundamental que para mejorar políticas públicas inclusivas tienen los agentes sociales interesados. “Nada para las personas con discapacidad, sin contar con las personas con discapacidad, esa es la premisa. Cuando se hacen políticas públicas para un colectivo hay que darles participación”, concluyó.

Bibliotecas para Todos

Y como viene realizando la ONCE durante sus últimas visitas a países de la región latinoamericana, su presencia en Guatemala también se aprovechó para realizar una donación de 100 títulos en formato accesible para las personas ciegas a la Biblioteca Nacional del país. La donación fue realizada en el marco de la iniciativa que bajo el título “Bibliotecas para Todos” promueve la ONCE para favorecer el acceso a la información y a la cultura de personas ciegas y con baja visión en Latinoamérica, dentro también de los objetivos de la Agenda 2030 de Desarrollo Sostenible y del espíritu de la Convención de Naciones Unidas sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad.

La donación se destinará a enriquecer el acervo bibliográfico accesible de la Biblioteca Nacional Luis Cardoza y Aragón. Se trata de un centenar de títulos en braille y formato sonoro Daisy, además de reproductores y otros materiales. Entre los títulos donados figura la trilogía del escritor guatemalteco y Premio Nobel de Literatura, Miguel Ángel Asturias, en formato accesible. Ana Peláez entregó los volúmenes en braille de Miguel Ángel Asturias al presidente del Consejo Nacional de la Discapacidad de Guatemala, Jorge Yat Max, en el acto celebrado en el Salón del Pueblo del Palacio Legislativo de Guatemala. El acto contó con la presencia de Volmir Raimondi, presidente de la Unión Latinoamericana de Ciegos (ULAC), Fredric Schroeder, presidente de la Unión Mundial de Ciegos (UMC), y Edgar Sandoval, presidente de la Comisión sobre Asuntos en Discapacidad del Congreso de la República, entre otras personalidades.

Por otra parte, Ana Peláez y Javier Güemes asistieron a la Reunión Grupo Interagencial de Género, organizado por la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos en Guatemala, en la que se analizó el impacto y resultado del Proyecto sobre Género y Discapacidad en el país, y que se desarrolla con el objetivo de contribuir a mejorar la inclusión de la población de jóvenes y mujeres en el ámbito educativo y laboral. El encuentro sirvió para analizar las principales políticas inclusivas públicas y privadas, y al que le siguió un encuentro de los responsables del Grupo Social ONCE con las organizaciones de personas ciegas del Guatemala.

Acción solidaria en Guatemala

La presencia del Grupo Social ONCE en Iberoamérica se inicia hace varias décadas. En la actualidad, diferentes líneas de trabajo estructuran su política de colaboración con los países iberoamericanos: la cooperación al desarrollo a través de la Fundación ONCE para la Solidaridad con las Personas Ciegas de América Latina (FOAL), la apertura de empresas de ILUNION,  o iniciativas específicas en favor de las personas con discapacidad mediante partenariados, asesoramiento y donaciones. Más de 5.000 personas ciegas ya han recibido apoyo.

Concretamente, la presencia del Grupo Social ONCE en Guatemala se inicia en 2008, desarrollando  diferentes proyectos e iniciativas en el campo de la educación, del empleo, del acceso a la información, del empoderamiento, de la inclusión en general de las personas con discapacidad visual en la sociedad de este país.  Desde FOAL se lleva a cabo el Programa ágora de inclusión laboral para personas ciegas mediante las acciones de formación, orientación, intermediación y asesoramiento, que ha permitido que más de 1.500 beneficiarios hayan ingresado en el tejido productivo de Guatemala.

En el área educativa, en 2011 Guatemala se adhirió al convenio marco MEC-OEI-FOAL por el cual se creó el Centro Nacional de Recursos Educativos para estudiantes con discapacidad visual. Más de 3.500 estudiantes, docentes y familias se han beneficiado de las capacitaciones, los materiales en braille, audio y relieve, de los kits específicos y del equipamiento tecnológico con que se ha dotado al Centro. También en el ámbito de la educación el país participa en la Campaña EFA-VI (Educación para Todos los Niños y Niñas con Discapacidad Visual), impulsada por ICEVI en alianza con FOALCBM y Perkins, mediante la cual se brinda capacitación a profesores, técnicos y familias con el fin de promover y garantizar la educación inclusiva.

Un trabajo amplio con un horizonte rotundo: la inclusión social de las personas con discapacidad en todos los puntos de la geografía mundial. Ciudadanos con derechos, ciudadanos de primera.

Categorias: Internacional

Publicador de contenidos

Publicador de contenidos

Síguenos en:

Twitter

Contenido - Acerca de la ONCE

Acerca de la ONCE

El compromiso de la ONCE es hacer realidad las ilusiones de miles de personas con discapacidad y de sus familias. Y todo ello (educación, empleo, accesibilidad, nuevas tecnologías, ocio, deporte...) lo logramos gracias a la solidaridad de la sociedad española que, día a día, año tras año, confía en nosotros, acercándose a los vendedores de la Organización y al resto de establecimientos autorizados para la venta de nuestros productos, conocedores de nuestra labor, sabiendo que, si nos necesita, en la ONCE y su Fundación, estaremos a su lado.

Y todo ello lo hacemos con la garantía de ser la única marca en España con el sello de Juego Responsable, con las certificaciones nacionales e internacionales más severas, y que sólo la ONCE ha alcanzado en el ámbito del juego, un aval más de la integridad de nuestra gestión.

Para más información: www.once.es